1.2 Tasas de empleo según niveles de educación. Brecha de género Fichero PDF

Introducción

La tasa de empleo, como la proporción de personas que tienen empleo en relación a la población en edad de trabajar por sexo y las tasas específicas de empleo según el nivel de educación alcanzado, constituyen un indicador social básico que permite conocer las dimensiones socioeconómicas de los trabajadores y su situación de ventaja o desventaja en el empleo por razones de sexo y nivel educativo.

Hasta el año 2013 se proporciona información de las tasas de empleo de hombres y mujeres de 20 a 64 años según sus niveles de educación alcanzados de acuerdo a la Clasificación Internacional Normalizada de la Educación 1997 (CINE 97) y su equivalente CNED (2000). Para la información recogida a partir del 1 de enero de 2014 se utilliza la Clasificación Nacional de Educación CNED-2014.

La tasa de empleo de hombres y mujeres sin distinción de edad forma parte de los Indicadores de Desarrollo Sostenible que publica Eurostat en el Objetivo 8. Trabajo digno y crecimiento económico.

La situación del mercado de trabajo y sus estadísticas han constituido el núcleo de información sobre el que se han desarrollado las políticas sociales de los últimos años, y el fomento de una economía con alto nivel de empleo es uno de los objetivos de las políticas de los próximos años.

Conocer la población que en la actualidad parte de niveles más bajos de empleo por razones de género, nivel de educación, nacionalidad, personas muy jóvenes, personas muy mayores, constituye una información clave para el desarrollo de las políticas sociales futuras.

Alcanzar niveles altos de educación constituye un factor fundamental para lograr niveles más altos de empleo constituyendo un pilar fundamental en los objetivos de la Agenda 2030.

Uno de los objetivos clave de la Agenda 2030 es conseguir que aumente considerablemente el número de jóvenes y adultos que tienen competencias necesarias, en particular técnicas y profesionales, para acceder al empleo, el trabajo decente y el emprendimiento.

En los próximos años los trabajadores deberán adaptar sus competencias y cualificaciones a las exigencias laborales, se deberán corregir los desfases entre la educación, la formación y el empleo con el fin de que los trabajadores adquieran las capacidades necesarias, se deberán conocer las tendencias futuras de la oferta y la demanda de las cualificaciones de los nuevos empleos.

Se muestra el valor de la brecha de género como la diferencia entre la tasa de empleo de los hombres y la tasa de empleo de las mujeres en cada nivel educativo.

Definiciones

Tasa específica de empleo por sexo para un nivel de educación determinado
Es la relación entre las personas ocupadas en cada nivel de educación y sexo y el total de personas de ese mismo nivel de educación y sexo (expresado en porcentaje). 

Se incluyen medias anuales en base a la información de la Encuesta de Población Activa y de la Encuesta Europea de Fuerza de Trabajo (Labour Force Survey).

Las tasas se proporcionan hasta el año 2013 para la población de hombres y mujeres de 20 a 64 años y para los niveles de educación de acuerdo a la Clasificación Internacional Normalizada de la Educación 1997 (CINE 97) y su equivalente CNED (2000). A partir del año 2014 se aplica la CNED-2014.

CNED (2000):

Nivel (0-2): preescolar, primaria y secundaria de 1ª etapa
Nivel (3-4): secundaria 2ª etapa, postsecundaria no superior
Nivel (5-6): primer y segundo ciclo de educación superior

A partir del 1 de enero de 2014 la información recogida se clasifica con la Clasificación Nacional de Educación CNED-2014:

Nivel (0-2): preescolar, primaria y secundaria de 1ª etapa
Nivel (3-4): secundaria 2ª etapa y postsecundaria no superior
Nivel (5-8): primer y segundo ciclo de educación superior y doctorado

Brecha de género en las tasas de empleo según niveles educativos
Es la diferencia en puntos porcentuales entre la tasa de empleo de los hombres y la tasa de empleo de las mujeres en cada nivel educativo.

Observations

En el periodo 2015-2020, en España, aumentó la tasa de empleo de los hombres en todos los niveles educativos, pero en mayor medida en el nivel educativo (0-2) correspondiente a educación preescolar, primaria y secundaria de 1ª etapa, aumentó 5,7 puntos. El aumento fue menor en el nivel (5-8) correspondiente a primer y segundo ciclo de educación superior y doctorado con un aumento de 1,3 puntos y en el nivel (3-4) correspondiente a educación secundaria 2ª etapa con un aumento de 1,2 puntos.

En el mismo periodo, la tasa de empleo de las mujeres aumentó en todos los niveles educativos, pero en mayor medida en el nivel más bajo de educación (0-2) con un aumento de 3,1 puntos, seguido del nivel más alto de educación (5-8) con 1,8 puntos. El nivel (3-4) aumentó 0,6 puntos, aumentos inferiores a los que se han producido en los hombres.

En España en el año 2015, el valor de la brecha de género (hombres-mujeres) en las tasas de empleo para la población de 20 a 64 años (sin diferenciar niveles de educación) era de 11,2 puntos. En el año 2015 según los niveles de educación alcanzados, el valor más alto de la brecha de género en la tasa de empleo (17,8 puntos) correspondía al nivel más bajo de educación (0-2), seguido del nivel educativo (3-4) con un valor de 11,3 puntos. En el nivel más alto de educación (5-8) el valor de la brecha de género en la tasa de empleo era significativamente menor, con un valor de 7,1 puntos.

En el periodo 2015-2020, la brecha de género en la tasa de empleo del nivel (0-2) aumentó 2,6 puntos porcentuales alcanzando un valor de 20,4 puntos en el año 2020 y la brecha del nivel educativo (3-4) aumentó 0,6 puntos alcanzando un valor de 11,9 puntos en el año 2020. En el nivel (5-8) del periodo 2015-2020 correspondiente a educación superior el valor de la brecha de género en la tasa de empleo ha pasado de un valor de 7,1 puntos en 2015 a 6,6 puntos en 2020.

En España en el periodo 2015-2020 aumentó de manera significativa la brecha de género en las tasas de empleo sin diferenciar niveles de educación, pasando de 11,2 puntos en el año 2015 a 11,4 puntos en el año 2020. Sin diferenciar niveles educativos la brecha de género en las tasas de empleo fue mayor en España que en la UE-27 con una diferencia de 0,1 puntos en 2020. Aunque por niveles educativos la UE-27 supera a España en el nivel educativo (0-2). En los niveles educativos (3-4) y (5-8) España está por delante de la UE-27 con una diferencia de 0,5 y 0,2 puntos respectivamente.

En la UE-27 en el año 2015, el valor de la brecha de género en la tasa de empleo en el nivel (0-2) era de 19,7 puntos pasando a un valor de 21,7 puntos en 2020. En el nivel (3-4), el valor de la brecha para el año 2015 era de 11,5 puntos, pasando a un valor de 12,2 puntos en 2020. En el nivel (5-8) el valor era de 7,0 puntos en 2015 y 6,0 puntos en 2020.

Gráficos y tablas

Fuentes

Encuesta de Población Activa. INE

Encuesta Europea de Fuerza de Trabajo (LFS). Eurostat

More information